domingo, 17 de marzo de 2013

Reseña: Yo, mi, me...contigo - David Safier


Esta reseña llevaba como un año abandonada en una libreta porque nunca encontraba tiempo de publicarla TT_TT Tengo tantas acumuladas que ya no sé qué hacer con ellas, solo espero que las que escriba ahora no vean la luz el año que viene...pero nunca se sabe xD
De todos modos, mejor tarde que nunca.


Título: Yo, mi, me… contigo
Título original: Plötzlich Shakespeare
Editorial: Seix Barral
Traducción: Lidia Álvarez Grifoll
Páginas: 214 (PDF)



Ya es bastante difícil que un hombre y una mujer compartan la vida. Pero cuando un hombre y una mujer tienen que compartir además el mismo cuerpo, el caos es completo...
Rosa busca soluciones para su corazón roto. Un día, mediante hipnosis, es transportada al pasado, con tan mala fortuna que se ve transformada en un caballero que está a punto de batirse en duelo. Estamos en el año 1594, y ese hombre se llama William Shakespeare. Rosa no podrá volver al presente hasta que descubra qué es el verdadero amor, y para lograrlo sólo cuenta con la ayuda de un Shakespeare enamoradizo que odia sentirse controlado por una mujer. Mientras discuten entre ellos compartiendo un mismo cuerpo, se darán cuenta de que antes de poder amar a alguien deben aprender a quererse a sí mismos.

David Safier vuelve a endulzarnos la vida con esta comedia cuya lectura provoca un sinfín de carcajadas con su particular filosofía del amor: «Yo, mi, me... contigo es todavía más divertido, agudo y sorprendente... Safier logra unir altas dosis de diversión y sentimiento en un género nuevo».

Primero de todo, un pequeño desahogo personal: ¡Y dale con la manía de cambiarle el título a las novelas! El título original era Plötzlich Shakespeare, que es algo así como "de repente Shakespeare" (que me parece más acorde), pero no, se ve que los traductores son muy molones y les gustaron más "Yo, mi, me...contigo". En fin...adelante ahora con la reseña.

Cuando vi que este era un libro de David Safier no dudé en cogerlo, y con esa sinopsis… no pude resistirme. Este sería un buen libro para los días grises, pues yo disfruté mucho leyéndolo y me sacó varias carcajadas de las grandes. Y, por más increíble que parezca, aquí el autor se ha superado en cuanto a humor, porque esta novela es aún más graciosa que Maldito Karma.
Rosa es una mujer con poca autoestima que acaba de perder a su gran amor y odia su vida. Un día, cuando va al circo, conoce a un hombre que decide ayudarla y la envía al pasado, al cuerpo en el que habitó su alma. El hecho es que es ni más ni menos que ¡Shakespeare! Un Shakespeare un poco diferente a como lo habríamos imaginado: mujeriego, espabilado, pícaro y muy sarcástico. Sin embargo, también esconde un oscuro pasado. Adoré a este personaje, sobre todo a su arte soltando comentarios con humor. 

Drake me obligaba a retroceder con pasos rápidos y yo estaba a punto de caerme del escenario. Había llegado el momento de intensificar las ofensas, a ser posible hasta lo inaudito.—Vuestra madre trabaja en el puerto, en los pesqueros. —Drake se quedó desconcertado, y yo concluí—: ¡De hediondez!Drake resolló. Yo continué con mi osado juego:—Y cuando sale de allí y se adentra nadando en el mar, las ballenas se alegran de volver a acogerla en el seno familiar.—MI MADRE NO ES UNA BALLENA gritó Drake, y me atacó con la espada, una y otra vez.
Había conseguido apartarlo del elegante estilo por el que era admirado en todo el reino.—Lo admito, es demasiado delgada para ser una ballena —gemí mientras intentaba rechazar los coléricos embates.ARGGG gritó entonces como un animal enfurecido.
—Os expresáis de un modo fascinante —me burlé.—ARGGG.—Y tan variado.¡ARRRGGGGGG!
—Dejadlo o sentiré celos de vuestro arte para fabular.


Rosa quiere volver al presente a toda costa (y Shakespeare echarla de su cuerpo), pero para eso debe encontrar el amor verdadero, y no va a ser nada fácil. Ambos se sumergen en una gran aventura en las calles de Londres mientras intentan convivir en un mismo cuerpo y no paran de tener peleas internas.

Realmente me ha encantado esta historia, Safier tiene un verdadero don para la comedia. La narración es rápida y sencilla, los capítulos son cortos y están llenos de diálogos entretenidos. La historia engancha  desde la primera línea (y mucho) y se lee en un santiamén. Uno va avanzando casi sin darse cuenta. La trama es muy interesante y no aburre para nada, siempre quieres seguir leyendo para saber qué pasará.
Además, aparte de hacer reír la novela también muestra algunas reflexiones sobre la vida, porque Rosa descubre varias veces el “verdadero amor” enfocados de manera distinta (por sus amigos, por su vida, etc…) antes de encontrar el definitivo.
De todos modos, por supuesto no es un libro perfecto, pues he encontrado varias incoherencias en la trama, y más de una vez las cosas se resolvieron de una forma demasiado simple y poco realista. Esta historia no destaca por su complejidad ni por lo bien elaborada que está, pero yo disfruté muchísimo leyéndola y la recomiendo totalmente.
Me encantaron todos los personajes, sobre todo Rosa y Shakespeare. El final fue bonito y me emocionó, pero no fue como yo lo quería y no pude evitar sentir un nudo en la garganta y derramar unas cuantas lágrimas. Fue un final feliz, sí, pero no del modo en que me hubiera gustado. No digo más, el resto deberéis descubrirlo leyendo.
Si decidís darle una oportunidad, estoy segura de que al menos pasaréis un rato muy divertido.

PD: Espero que a cierta amiga que adquirió el libro ayer le haya gustado esta reseña...:P

6 comentarios:

Elisabet dijo...

Holaa^^
yo llegué a coger de la biblioteca el de maldito Karma, pero no tenía tiempo de ponerme con él y terminé devolviéndolo T_T
Aish, antes de probar este me gustaría probar el otro :P
Besitos :D!

Meli ^^ dijo...

Mi libro favorito de Safier hasta el momento <3

Me encantó ^^

Y tenes toda la razón con el nombre. No sabía que significaba, pero quedaría mucho mejor que el que le pusieron, que no tiene mucho sentido ^^U

besote

Dany nphenix dijo...

La verdad es que no me llama nada de este autor, así que paso de él, pero me alegro que lo hayas disfrutado. Creo que son lecturas que yo no disfrutaría.
Besos.

Tamara dijo...

Buenas!!!! Cuanto tiempo hacia que no escribía comentarios por aquí. Te he dejado un premio en mi blog, por si quieres pasarte a recogerlo.

Un besazo.

http://tamaravillanueva.blogspot.com.es/2013/03/a-mi-vuelta-premio.html

Anónimo dijo...

La decisión de cambiar el título de una obra traducida no suele ser responsabilidad del traductor, sino de la editorial (por cuestiones de marketing o de lo que sea). ¡Que conste en acta!

Amylois dijo...

oooo Yo quiero leerlo, ojalá pueda hacerme con el más pronto que tarde. Saludos.