viernes, 2 de enero de 2015

Especial Navidad Adictos a la Escritura: Carta a los Reyes Magos

¡Hola!

¡Primera entrada del año! Antes de nada, me gustaría desearos a todos un feliz 2015 ^^ ¿Cómo os fue Nochevieja? Yo aún me siento rara pensando que estamos en un nuevo año.

La entrada es para el especial navidad de Adictos a la Escritura, consistente en escribir una carta a los Reyes Magos. Después de varios meses de baja, he decidido apuntarme de nuevo al grupo así que con este escrito estreno mi regreso. Estoy muy contenta de poder participar de nuevo en los ejercicios, echaba de menos Adictos.
Sin más dilación, allí va mi carta. ¡Espero que os guste!


Carta a los Reyes Magos



Queridos Reyes Magos:


Este año (bueno, lo que llevo de año) he sido bueno. Me he comportado. No he hecho que ningún viajero despistado se perdiera, ni he llevado a los niños que entraban al bosque a jugar al Corazón. Y eso en concreto me ha costado, pues los habitantes del Corazón realmente odian los llantos de los pequeños y sus caras de rabia no tienen desperdicio. Ayer incluso guié a un pobre hombre perdido al camino principal. Es verdad que alguna que otra vez he gastado algunas bromillas a algunos transeúntes, pero esos son asuntos menores. Así que sí, estos días diría que me he portado muy bien. 

Nunca antes os había escrito así que seguramente mi nombre será nuevo para vosotros, pero siempre hay una primera vez para todo. Confío en que os gustará saber de mí. Bueno, en realidad tenéis que repartir un regalo más, así que no sé si os gustará tanto, pero yo estoy muy contento de poder escribiros. Siempre me gusta hablar con caras nuevas. De hecho, me encantaría que me respondierais a esta carta contando cómo os va. 

Y si nunca os había escrito, ¿cómo es que he decidido de pronto hacerlo ahora? Os preguntaréis. Bien, la respuesta es sencilla: no conocía sobre vuestra existencia hasta hace poco. El anciano nos cuenta muchas cosas sobre el mundo humano, pero describen tan solo una ínfima parte del cuadro real. Al final, se aprende mucho más de los humanos mismos. Y ayer escuché una conversación de lo más interesante, que trataba de vosotros. Se ve que durante estos días los niños os escriben cartas pidiendo los regalos que quieren, y vosotros los repartís por el mundo. ¡Qué maravilla!

“¿Qué puedo perder?” pensé, así que cogí pluma y papel y voilà. 

Iré directo al grano: quiero una nintendo DS. Pero no una normal, quiero una con energía inagotable. Os sorprendería la cantidad de consolas que se llegan a perder por aquí de excursionistas descuidados o de niños olvidadizos a lo largo de los años. Sin embargo, ¡la batería no dura nada! Hasta ahora nunca he conseguido pasarme ningún juego sin que se me apagara el aparato antes. No os podéis imaginar lo frustrante que resulta. ¡Tengo una colección de juegos inacabados a cuyo final no llegaré nunca! En el bosque no hay manera de recargar las consolas, así que tristemente se dirigen todas hacia una muerte inevitable. Es realmente horrible. ¡A veces incluso he llegado a tener pesadillas con este hecho!

Así que por favor, por favor os lo pido. Estos días del nuevo año realmente me he esforzado en ser bueno, y me haríais el habitante más feliz del bosque, así que por favor, os lo ruego, traedme una nintendo DS con batería infinita. Os lo agradeceré eternamente.

Os quiere,

Castañín




9 comentarios:

Laura S.B. dijo...

Castañín lo lleva claro porque creo que eso que pide no existe. Pero mira, igual les da una idea a los Nintendo y fabrican alguna DS solar, estaría bien eso XD

Déborah F. Muñoz dijo...

¡Quién tuviera una de esas! Siempre se acaba la batería en el primer momento.

Nerea García dijo...

¡Qué simpática tu carta!
Me ha gustado mucho, creo que yo también voy a pedir una Nintendo DS con batería inagotable :D

hada fitipaldi dijo...

Un regalo excelente, ¿cuándo la podrán fabricar? Sería un éxitos de ventas fijo. Y me encanta este personaje del bosque, tiene que ser muy travieso. Un beso!

jldurán dijo...

Me ha parecido muy original, estas esperando a saber quien es el que la escribe y sobre todo saber que tambien a otras personas se le acaba la bateria. La descripciones estan bien, y llevas a la gente por donde quieres. Me ha gustado. Un abrazo.

María dijo...

Me ha gustado mucho. ¿Se supone que Castañín es una especie de trickster?
PD: todos queremos una Nintendo con batería infinita, jajaja.

Christian Rey dijo...

Siento en este personaje a un travieso duendecillo de bosque, me encanta esa combinación entre lo clásico y la modernidad, un texto genial

Dany nphenix dijo...

Hola, Angy, es bueno verte por aquí!! Te deseo un hermoso año!!
La verdad es que me reí mucho con esta carta.
Besos.

Maria Od dijo...

¡Es una carta muy divertida con un personaje muy simpático!